El sector energético español: De qué se compone

Sin categorizar

Como te hemos comentado alguna vez, el sector energético español ha experimentado profundas reformas en las últimas décadas. Ellas dieron forma a la estructura que tiene actualmente y a los agentes que operan en él.
Esa estructura del sector energético la podemos dividir según el recorrido que tiene que hacer la energía desde el punto en el que se genera hasta que llega a tu hogar.
Así, tenemos productores, que son los que trabajan en el primer paso de generar energía, un transportista que la traslada después por las redes de alta tensión, distribuidoras que las llevan por las redes de baja tensión, etc, hasta que la electricidad llega a su destino.
En cada parte de esa estructura actúan una o más empresas que hacen la labor que corresponda: producen, venden…

Los agentes del sector energético en España

Teniendo en cuenta lo que hemos visto, los agentes son:

  • Productores o generadores: es decir, las empresas dedicadas a producir electricidad. Puede ser mediante plantas de energía solar, centrales nucleares, térmicas, eólicas…
  • Transportista: que se encarga de llevar la energía, desde los puntos de producción hasta donde se necesita, por las redes de alta tensión. Como veremos, hablamos en singular porque solo hay un transportista en España: Red Eléctrica Española.
  • Distribuidoras: que son las empresas que se encargan de transportar la energía transformada a baja tensión. Eso permite usarla en tu hogar, por ejemplo.
  • Comercializadoras: que son las empresas que venden la energía al consumidor final. Por ejemplo, Enérgya-VM es comercializadora en el mercado libre y por eso te ofrecemos energía 100% renovable a los mejores precios.
  • Consumidores: los hogares, empresas, etc, que usan esa electricidad comprada a las comercializadoras.

torre alto voltaje

 

La «regla de oro» del sector energético

Teniendo en cuenta lo que hemos visto, he aquí una regla fundamental para entender el sector energético en España: por ley, una misma empresa no puede participar a la vez en varias etapas.
Es decir, que una productora no puede, a la vez, ser comercializadora o distribuidora.
Y aquí viene una confusión normal para muchos. En realidad, da la impresión de que sí pasa eso, porque empresas grandes, como Iberdrola o Endesa, parece que producen, distribuyen y venden a la vez.
En realidad no es así, no son la misma empresa, aunque compartan nombre.
Con la reforma, las grandes organizaciones, que antes participaban en varias etapas del sector energético, se vieron obligadas a crear diferentes empresas para las diferentes etapas.
Así, Iberdrola Generación (que es productora) no es la misma empresa que Iberdrola Comercializadora de referencia (que vende electricidad a los consumidores finales en el mercado regulado, por ejemplo).
Aclarado esto, expliquemos un poco más a fondo cada agente.

Las empresas productoras en el sector energético

Son aquellas que producen energía de fuentes renovables o no renovables. Por ejemplo, grandes productoras tradicionales pueden haber construido instalaciones nucleares o hidráulicas que generan energía, pero pequeñas empresas de generación a partir de energía solar también son productoras.
Sin embargo, producir no es suficiente, hay que transportar la energía donde se necesite.

La empresa transportista de energía

La electricidad producida se transporta por todo el país hacia donde haga falta a través de líneas de alta tensión.
En España, solo hay un transportista, Red Eléctrica Española. Ella es la dueña de esas torres y cables de alta tensión enormes que ves. También se encarga del mantenimiento de esa red para que funcione perfectamente.
El transporte por líneas de alta tensión permite no perder apenas energía en el traslado, pero hay que transformarla para que pueda usarse.

Las empresas distribuidoras del sector energético español

La energía ha de llegar hasta tu casa de manera segura y útil. Para eso, se transforma a baja tensión y así corre por las calles de tu ciudad o pueblo, a través del tendido eléctrico.
Las empresas encargadas de esa distribución a hogares y empresas, así como de mantener ese tendido y arreglar averías, son las distribuidoras. También se encargan del funcionamiento del contador de la luz.
Como te explicamos en su día, la distribuidora que te corresponde depende, a grandes rasgos, de la comunidad autónoma en la que vivas.

Las empresas comercializadoras del sector energético

Son las empresas encargadas de comprar la energía en el mercado y venderla al consumidor final.
Hay dos clases de comercializadoras:

  • Del mercado libre: como Enérgya-VM. En el mercado libre, las comercializadoras ponen las tarifas que desean y los consumidores eligen la que más les convenga.
  • Del mercado regulado, o comercializadoras de referencia: donde la tarifa a la que venden esas comercializadoras está determinada por el estado y basada en el precio de mercado. Es decir, no hay una competencia o capacidad de elección. Comprar electricidad a la comercializadora de referencia de Endesa o de Iberdrola se hace al mismo precio.

Los consumidores finales

Ahí entras tú, que consumes la electricidad que ha llegado hasta tu casa gracias a la acción de los demás agentes.
Como ves, el sector energético español está formado por diversas piezas fundamentales. Aunque con los cambios y el tema de los nombres parece un poco confuso, en realidad puedes comprobar que es muy fácil.

Icono

¿Tienes dudas? ¿Necesitas asesoramiento?

Te llamamos sin compromiso