¿Qué son los paneles solares monocristalinos y policristalinos?

Generación

Dentro de los tipos de paneles solares fotovoltaicos que podemos encontrar en el mercado, destacan dos por encima del resto: paneles solares monocristalinos y paneles policristalinos.

Si quieres iniciarte en el autoconsumo fotovoltaico, o aprender más sobre el tema, verás una y otra vez estos dos conceptos. Por eso, te explicamos todo lo que necesitas saber sobre las placas solares monocristalinas y policristalinas.

¿En qué consiste cada una? ¿Qué ventajas e inconvenientes tienen? ¿Cuáles son mejores si quiero instalar paneles solares en mi hogar? 

Te respondemos a todas estas preguntas y mucho más.

¿Qué son los paneles solares monocristalinos?

Los paneles monocristalinos y policristalinos están hechos del mismo material básico, el silicio.

Partiendo de esa base, los monocristalinos son los que están realizados con un solo cristal de silicio. De ahí viene su nombre que significa, literalmente, «un cristal». 

Para construir estos paneles se emplea el llamado método Czochralski. En él se introduce un cristal «semilla» en una cuba de silicio puro fundido a alta temperatura. 

La «semilla» se extrae y el silicio fundido se forma a su alrededor, creando un cristal. Este gran cristal único tiene forma de barra y se suele denominar «lingote». 

Dicho lingote se corta en obleas (láminas finas) que se utilizan para fabricar las células solares. 

Un panel monocristalino suele tener unas 60 o 72 células solares, dependiendo de su tamaño. Muchas instalaciones de autoconsumo solar en el hogar usan paneles de silicio monocristalino de 60 células. 

 

De color negro, son reconocibles también por su mayor precio y por situarse, dentro del mercado, como una opción más premium.

¿Son ese precio y esa etiqueta premium justificados? Veamos sus ventajas e inconvenientes.

Ventajas e inconvenientes de los paneles solares monocristalinos

Sus principales ventajas son:

  • Mayor eficiencia: al estar realizados con un solo cristal de silicio, los electrones tienen más espacio para moverse y el flujo de electricidad es mejor. Este es el motivo principal por el que su eficiencia es mayor en comparación con los paneles policristalinos. Dicha eficiencia se suele situar entre un 17% y un 22%.
  • Menor requerimiento de espacio: al ser más eficientes. Por eso, es importante tenerlo en cuenta si no disponemos de mucha superficie.
  • Mejor estética: aunque esto es subjetivo, suele ser otro motivo, ya que estéticamente su color negro y su fabricación los hacen más premium.
  • Más duraderos: los paneles monocristalinos son de alta calidad y algunos fabricantes ofrecen hasta 25 años de garantía.

Su principal desventaja frente a los policristalinos es clara:

  • Cuestan más dinero: debido a todo lo anterior, los paneles monocristalinos son más caros. Pero si no hay problema de presupuesto, son la opción a considerar primero.

Qué son los paneles solares policristalinos 

Su nombre también nos da la pista, los paneles policristalinos son los que están hechos de varios cristales de silicio, en lugar de uno solo

Su fabricación es similar a los monocristalinos, colocando un cristal «semilla» en el silicio fundido. Sin embargo, en lugar de extraer ese cristal semilla, toda la cuba de silicio se enfría. Este proceso hace que se formen múltiples cristales. 

Dichos cristales son los que hacen que los paneles tengan ese aspecto azul brillante y, al igual que los paneles monocristalinos, los policristalinos pueden contener 60 o 72 células.

Ventajas e inconvenientes de los cristales policristalinos

Sus principal ventaja es clara frente a los monocristalinos.

  • Son más económicos: el proceso de fabricación es más sencillo y propicia una producción a mayor escala, lo que permite reducir los precios y hacer que la instalación no salga tan cara.
  • Son eficientes: no queremos que te quedes con la idea de que los paneles policristalinos no son eficientes o resultan una mala elección, al contrario. Dicha eficiencia puede llegar hasta un 16%, con lo que un buen panel policristalino se queda muy cerca de lo que puede conseguir un monocristalino.

Desventajas de los paneles policristalinos

  • Ocupan mayor espacio: con menor eficiencia, necesitas más paneles para conseguir la potencia que deseas obtener. Sin embargo, si no tienes problemas de superficie, esto no es una desventaja necesariamente.
  • Son menos estéticos: muchos consideran el color azul de los policristalinos como menos atractivo que el negro de los monocristalinos, aunque puede que no sea así en nuestro caso.
  • Duran menos: normalmente es así aunque, de todas formas, dicha duración es muy larga. Estamos hablando de que pueden alcanzar 20 o 25 años fácilmente. Hoy día, casi nada aguanta tanto.

¿Cuáles son los mejores paneles, los monocristalinos o los policristalinos?

Si no tienes problemas de presupuesto, probablemente te inclinarás por los monocristalinos. Sin embargo, queremos recalcar de nuevo que los paneles policristalinos son una excelente opción.

Todo depende de tu espacio, presupuesto y la potencia que deseas obtener. También de la zona. 

Por ejemplo, si vives en una que es muy calurosa, los monocristalinos resisten mejor las altas temperaturas y se degradan menos, con lo que la vida útil es mayor. En regiones más templadas, esta ventaja no es tan importante.

Como vemos, tanto los paneles monocristalinos como los policristalinos son excelentes opciones. Por eso, es importante mirar ofertas, presupuestos y garantías del instalador en cada caso particular. 

Icono

¿Tienes dudas? ¿Necesitas asesoramiento?

Te llamamos sin compromiso