Ventajas de los edificios sostenibles y de las Passive House

Eficiencia energética

Desde hace años venimos hablando de la importancia de la sostenibilidad y las ventajas que conlleva aplicar este concepto a cualquier tipo de acción que realizamos, desde un viaje hasta la construcción de una vivienda. Todo ello con la finalidad de conseguir ahorrar el gasto energético y colaborar con el planeta. 

Tradicionalmente en el mundo de la construcción no era una prioridad el hecho de que una casa o edificación fuera sostenible, realmente la preocupación se centraba en la rentabilidad a corto plazo. 

Con el paso de los años la sociedad ha cambiado y el pensamiento a la hora de adquirir una vivienda ha derivado hacia la búsqueda de la sostenibilidad. 

Tanto usuarios como profesionales del sector inmobiliario coinciden en los beneficios que pueden proporcionar este tipo de edificaciones autoabastecidas con energías renovables.

Pero ¿sabes realmente en qué consiste un edificio sostenible y las ventajas que nos genera este tipo de edificaciones?  Desde Enérgya-VM te vamos a ayudar para que entiendas qué son y qué ventajas tienen los edificios sostenibles y las Passive House.

¿Qué son los edificios sostenibles?

Son aquellos edificios que, a la hora de su proyecto y construcción, tienen en consideración los siguientes puntos: 

  1. Orientación y diseño: Estos edificios aprovechan la iluminación natural y están construidos con unos materiales de bajo impacto ambiental, utilizando aislantes, tanto térmicos como acústicos.
  2. Consumos basados en energías renovables: El objetivo de estos edificios es favorecer el consumo de este tipo de energía mediante la instalación de placas solares u otros sistemas de autoabastecimiento ecológico de energía.
  3. El ahorro en agua: Un punto muy importante en estos tipos de edificios es el ahorro de agua a través de instalaciones y aparatos más eficientes como duchas y grifos de flujo bajo y otros dispositivos para optimizar el consumo de agua. 

Un ejemplo de edificios sostenibles son las casas pasivas. Estas viviendas no son un simple diseño arquitectónico. Se trata en realidad de seguir, a la hora de construir, una serie de normas de ahorro energético.

¿Qué son las Passive House?

Como hemos hablado en artículos anteriores las Passive House son aquellas viviendas que cumplen los siguientes procesos de construcción: 

  1. Son verdaderamente eficientes en su consumo energético, empleando los principios de la arquitectura bioclimática, para aprovechar las condiciones energéticas del entorno y reducir el consumo.
  2. Cómodas y confortables. Sin que esa eficiencia suponga ninguna disminución de la calidad de vida.
  3. Asequibles. De manera que obtener estas ventajas en nuestro hogar no sea algo solo al alcance de unos pocos.
  4. Ecológicas. Es decir, que además de la eficiencia energética, una Passive House está construida respetando el medio ambiente y perfectamente integrada con su entorno.

El concepto de casa pasiva va mucho más allá de lo que solemos considerar cuando hablamos, por ejemplo, de etiquetas de calificación energética en los edificios.

Para hacernos una idea estamos hablando de que cuando se construye siguiendo los estándares de Passive House, podemos comprobar ahorros de:

  • Hasta un 90% en el consumo en calefacción, comparados con un edificio que ha seguido los patrones de construcción tradicionales.
  • Hasta un 75% de ahorro en calefacción, comparando la Passive House con edificios de nueva construcción, que tienen estándares de eficiencia más elevados.
  • En el caso de climas templados, donde el mayor gasto energético es en refrigeración y no calefacción, también se han comprobado datos similares de ahorro en el consumo de energía.

Ventajas de los edificios sostenibles y las casas pasivas.

Dicen que una imagen vale más que mil palabras, por ello desde Enérgya-VM hemos preparado una infografía dinámica para que veáis de una forma más gráfica las ventajas de este tipo de construcciones.  

Icono

¿Tienes dudas? ¿Necesitas asesoramiento?

Te llamamos sin compromiso